Israel-Gaza:la necesidad de comprender lo que pasa (1) -en plena operación militar-

Atención, se abre en una ventana nueva. PDFImprimirCorreo electrónico

ISRAEL-GAZA: LA NECESIDAD DE COMPRENDER LO QUE PASA (1) -En plena operación militar-
Por León Trahtemberg, Lima, 18/11/2012 

Mis tres hijos y cuatro nietos viven en Israel. Por lo tanto no puedo pretender que se asuma que tengo una visión objetiva del conflicto entre el mundo árabe e Israel  y de las acciones militares actualmente en curso en Gaza, así como no podría pretenderse que la tengan los analistas  descendientes de palestinos o los periodistas de los medios que tienen una posición editorial tomada o que se nutren de las noticias de agencias internacionales que han definido su respaldo a  una de las partes. Basta ver los noticieros nacionales e internacionales para ver que esto es así. De modo que mi aporte como estudioso del tema tan solo pretende poner un punto de vista sobre la mesa para que los lectores interesados en conocer un amplio abanico de opiniones puedan incluirlo dentro de sus consideraciones.  

Hasta 1967 los territorios de Judea-Samaria (Cisjordania) eran parte anexada de Jordania y Gaza parte anexada de Egipto. A ninguno de ellos se le ocurrió crear allí un estado palestino. Es a raíz de la Guerra de los Seis Días de 1967 en que Israel ocupó esos territorios para fines defensivos que el mundo árabe demandó que sean liberados y convertidos en un estado palestino. Desde entonces ha pasado mucho agua bajo el túnel. Desde una negativa inicial israelí a aceptar tal estado y el uso político del terrorismo por parte de los palestinos, hasta la aceptación de Israel de tal estado a cambio simultáneo de paz, fronteras seguras y  reconocimiento diplomático mutuo como dice la resolución 242 de la ONU.  

Israel y la Autoridad Palestina avanzaron bastante en las negociaciones tendientes a delimitar fronteras y un acuerdo de paz con los palestinos de Judea y Samaria, liderados por Mahmoud Abbas; pero queda pendiente el tema de Gaza, que es parte de los territorios que en su conjunto corresponderían al Estado Palestino y que no responden a la autoridad de Abu Mazen (Mahmoud Abbas). 

En un gesto de avance en el proceso de paz, Israel retiró sus soldados y asentamientos de Gaza en el año 2005, después de 38 años de ocupación, de modo similar a lo que había hecho desde 1994 en gran parte de Cisjordania en aplicación de los Acuerdos de Oslo (1993), con la expectativa de poner fin a los problemas con los 1,6 millones de palestinos que residen en el lugar. Sin embargo, los ataques de cohetes desde Gaza se reiniciaron especialmente desde que Hamas se  impuso a El Fataj en Gaza en el año 2006 (El Fataj es la facción palestina que controla Judea y Samaria bajo el mandato de Mahmoud Abbas).  Esto motivó a Israel a ejecutar la 'Operación Plomo Fundido', lanzada contra Hamas en Gaza entre diciembre de 2008 y enero de 2009. En los últimos meses del año 2012 estos ataques de Hamas contra Israel se intensificaron.

Hamas rechaza cualquier conexión de los judíos a la llamada Palestina. Para ellos Israel es un enclave occidental asentado en el corazón del mundo musulmán, por lo que se le debe destruir.  La salida de los soldados y colonos israelíes de Gaza no les basta porque quieren tener el control de sus fronteras terrestres y costas que Israel aún controla (mientras no haya un acuerdo de paz y fronteras definitivos con el gobierno palestino) por lo que el Hamas aduce que Gaza sigue "ocupada" y por lo tanto "la resistencia" tiene legitimidad. Para efectos prácticos, Gaza hace las veces de provincia de Irán en la frontera con Israel.

La "primavera árabe" ha fortalecido a los islamistas por todo el Medio Oriente, lo que ha dado a Hamas un nuevo reconocimiento. Así lo atestigua la visita a Gaza del emir de Qatar y del primer  ministro egipcio que encabeza un nuevo gobierno islamista.

AJEDREZ POLÍTICO EN EL MEDIO ORIENTE 

HAMAS (En Gaza) (Movimiento de Resistencia Islámica): es el movimiento hegemónico en Gaza y pretende serlo en todos los territorios palestinos incluyendo Cisjordania donde reside el gobierno formal palestino presidido por Abu Mazen (Mahmoud Abbas) que ha llegado a un “modus vivendi” con Israel que permite su desarrollo económico sin terrorismo con cargo a seguir negociando las fronteras definitivas. Mientras siga esta dualidad entre la Autoridad Palestina y Hamas, no se puede resolver el conflicto con Israel. Esto le interesa a Hamas (que no reconoce el derecho de Israel a un estado) y a Irán (que tampoco reconoce a Israel) país que se siente jaqueado por Israel en sus planes hegemónicos del Medio Oriente y cuya punta de lanza es la posesión de armas nucleares (cosa que no tiene ningún país árabe o musulmán excepto Pakistán). Para efectos prácticos, Gaza hace las veces de provincia de Irán en la frontera con Israel.

En esta oportunidad, luego de que Hamas lanzara sobre Israel más de 800 morteros y misiles, Israel reaccionó eliminando a Ahmed Jabari líder de las Brigadas al Qassam, brazo armado del  Hamas, lo que llevó al Hamas a dar una respuesta para el consumo interno de sus militantes y seguidores 

HEZBALLAH (en Líbano): líderada por Hasan Nasrallah se formó con la ayuda de los seguidores del Ayatollah Jomeini iraní en 1982 con el fin de difundir la revolución islámica shiita. Sus militantes han sido entrenados y organizados por la Guardia Revolucionaria iraní de quien recibe armas, capacitación y apoyo financiero. Ha funcionado en el sur del Líbano con la bendición de Siria. 

Parte de las reservas llamadas por Israel son para la  eventualidad de tener que intervenir en el norte en caso que Hezballah decida sumarse a los ataques a Israel desde el Líbano emulando sus ataques del año 2006. Sin embargo, Hezballah parece que no hará nada que ponga en riesgo su fortaleza con miras a las pugnas interiores entre sectas del Líbano a la luz del debilitamiento de la influencia de Siria por sus conflictos internos con la consecuente pérdida de hegemonía sobre el sur del Líbano.

AUTORIDAD PALESTINA (Gobierna la Margen Occidental también llamada Cisjordania: comprende Judea y Samaria)

La Autoridad Palestina prefiere el camino de las negociaciones, la legitimización y el reconocimiento internacional, acuerdos previos para llegar al acuerdo final con Israel, pero a la vez mejorar la calidad de vida de su población, lo que demanda la tranquilidad en temas de terrorismo. Eso, sumado al muro fronterizo y los sistemas perfeccionados de detección de infiltrados a Israel, ha bajado la temperatura en la  frontera Cisjordania-Israel

EGIPTO 

Siendo el presidente Mohamed Morsi líder de la Hermandad Musulmana (primos hermanos del Hamas, con quienes comparten un origen común) no puede mantenerse indiferente a lo que pasa en Gaza por lo que condena a Israel. A su vez, se da cuenta que una cosa es atacar a Israel y el Acuerdo de Paz desde la oposición, y otra es hacerlo desde el gobierno de un país pobre que vive de la ayuda de Estados Unidos y del turismo y al que le vendría muy mal meterse en el conflicto como parte beligerante. De allí que prefiera el rol de mediador y no de contendor. Por ello envió al PM Hisham Qandil a visitar Gaza (previo acuerdo con Israel para suspender los bombardeos) y organizó una reunión en el Cairo entre el líder de Hamas Khaled Mash’al, el Emir de Qatar Hamad bin Khalifa al-Thani y el PM Turco Tayyip Erdogan. 

TURQUÍA

Por ahora Turquía e Israel no mantienen relaciones diplomáticas plenas desde el asalto por parte de comandos navales israelíes al buque 'Mavi Marmara' motivado  por el desacato de sus tripulantes a la indicación de Israel de no acercarse al mar de Gaza controlado por Israel, ya que estos barcos traen entre sus cargas armas de contrabando para el Hamas. Esta operación causó la muerte de nueve activistas  turcos en mayo de 2010. Desde ese suceso, Turquía exige a Israel que le pida perdón públicamente, indemnice a las familias de las víctimas y ponga fin al control sobre la Franja de Gaza.

Sin embargo, Turquía tiene severísimos problemas internos por la crisis económica y pos problemas fronterizos con Siria (pidió a OTAN desplegar misiles antiaéreos en los 900 km de frontera común), así como el siempre candente tema de la independencia de los armenios en esa zona. Le viene mucho mejor una alianza de facto con Israel (y OTAN) -para el caso de Siria- que un aislamiento en la zona.  Su PM Recep Tayyip Erdogan quiere recuperar protagonismo y por eso viaja a la zona para acusar a Israel

IRAN

Todo lo que se haga para distraer la opinión pública y mediática del tema de sus armas nucleares y la desestabilización de su aliado Asad en Siria que se tambalea, le conviene. Así mismo necesita mantener a Israel ocupado con un enemigo pequeño que lo desgasta para que se alejen los planes de una confrontación directa con Irán, mientras éste avanza en el desarrollo de su  armamento convencional y nuclear.  De paso, Hamas hace de sparring de Israel (como lo hizo antes Hezballah en el año 2006) para ver cómo responde a los ataques con misiles y otras armas para una eventualidad que se enfrenten ambos. 

Irán ha instalado las últimas piezas de las centrífugas para enriquecer el uranio al 20% de pureza, acercándose así al 90% requerido para las armas nucleares,  (confirmado por la Agencia Internacional de Energía Atómica el 16 de noviembre del 2012). Recientemente una delegación de Hamas liderada por Mahmoud A-Zahar y Marwan Issa viajó a Teherán y a Beirut y firmaron un pacto militar de defensa mutua con Irán y Hizballa. Después que el padrinazgo de Siria se debilitó, Hamas ha buscado que consolidar la protección de Irán para cualquier requerimiento futuro.

MUNDO ÁRABE 

Es evidente que una guerra nuclear (o inclusive una gran guerra convencional) afectaría a todos los países de la región que se verían obligados a asumir posición y ver interrumpidos los flujos turísticos, petroleros y comerciales desde y hacia la zona. El acceso de Irán a bombas nucleares le daría ventajas estratégicas que no le convienen a ninguno de los países árabes.

ISRAEL

A pocos meses de las elecciones de enero 2013, Netanyahu debe demostrar su capacidad de velar por la seguridad de Israel y poner fin a los constantes ataques con misiles que vienen desde Gaza.  Los ataques aéreos pueden eliminar líderes y posiciones de misiles de Hamas pero no cierran el flujo de armas desde Sinai. Para ello eventualmente hay que controlar/ocupar la franja fronteriza  entre Gaza y Egipto llamado corredor de Filadelfia -una carretera de de 13 kilómetros entre territorio egipcio y Gaza-. Pero eso significa regresar a ocupar una zona de Gaza  con fuerzas miltares, cosa que se dio por terminado en el pasado como concesión a los palestinos para darles la oportunidad para ejercer una autonomía previa a una paz completa, cosa que evidentemente no ocurrió.  A la par, si Hamas ha desarrollado instalaciones y tecnologías para armar sus misiles en Gaza, eso tendría que ser destruido por fuerzas terrestres israelíes.  

Netanyahu debe enfrentar un dilema. Por un lado una invasión a escala y sus costos, demandada por los halcones israelíes pero mal vista por los medios de comunicación usualmente más simpatizantes de la causa y las víctimas palestinas que las israelíes; eso además pondría sobre Egipto una mayor presión para romper el acuerdo de paz con Israel. Por otro lado, limitarse a un ataque selectivo para destruir el poder militar de Hamas por un tiempo hasta que se vuelva a armar, porque eso no pondrá fin al contrabando de armas desde el Sinai (pese a que un alto de fuego recibiría garantías de Egipto de no permitir tal contrabando, cosa que Egipto no es capaz de cumplir como ya se ha visto). Así mismo, Israel debe resolver si usará esta escalada en Gaza como paso previo a confrontar a Irán, que está cada vez más cerca de consolidar su poderío nuclear, o si es mejor esperar a otro momento y otra constelación internacional.   

Estados Unidos. 

Las recientes elecciones en EE.UU. le enseñaron a Obama que aunque él es el presidente re-electo, el poder mayoritario real es republicano que tiene una clara posición contra los países y grupos que alientan el terrorismo como método de lucha política, lo que incluye a  Irán, Hizballah  y Hamas.  Basta ver el mapa electoral y la conformación de la Cámara de representantes y del Senado. Le tomó tres días a Obama animarse a pronunciarse en apoyo del derecho a Israel a defenderse, tres días después que lo hizo el congreso de EE.UU. Por lo demás, en Estados Unidos (especialmente los republicanos) están muy preocupados por el desarrollo nuclear de Irán y verían con buenos ojos su desactivación. 

COMENTARIO FINAL

Hay un lenguaje diplomático y mediático que va por un corredor, y hay otro lenguaje de la “real politik” que va por otro. Los gobiernos pueden declarar oficialmente una cosa y trabajar debajo de la mesa otra cosa. Los países se mueven por intereses y no por las tablas de la ley. Por eso los mismos países que una vez apoyaron a Irak luego le dieron la espalda; por eso nadie acusa a  Arabia Saudita de dar dinero al terrorismo con tal que no los ataquen a ellos; por eso nadie pone sobre agenda la violación de derechos humanos en China y los derechos humanos de las mujeres en las sociedades islámicas;  por eso, altos funcionarios de gobiernos árabes son atendidos secretamente por médicos israelíes y en hospitales israelíes; por eso Sendero Luminoso se pasea por el mundo libremente y es recibido por medios y figuras políticas de países democráticos de Europa con simpatía adhiriendo las pretensiones del Movadef.   

A fin de cuentas, ¿qué cosa es la comunidad internacional? La ONU es un club de amigos que tienen votos definidos y mayorías automáticas antes de analizar cualquier tema, y jamás ha  resuelto un conflicto. Solo ha puesto la firma en aquellos que las potencias arreglaron con sus propias influencias. ¿Esa es la ONU que resolverá el tema palestino israelí?  ¿Esa es la ONU a la que Israel debe hace caso pero no así Irán, Siria, Corea del Norte, Sudan o Somalia?

Antes de la represalia israelí eliminando al comandante militar del Hamas Ahmed Jabari el 14/11/2012, Hamas había lanzado 800 misiles en el año contra Israel, parte de los 8,000 misiles lanzados a suelo israelí desde el 2005. Quizá si los  lectores trataran de imaginarse a sí mismos buscando a sus hijos y corriendo a cada rato a un bunker o interrumpiendo el sueño nocturno con cada alarma para ir a refugiarse, día a día, podrían entender la presión sobre el gobierno de Israel para que haga lo necesario para detener esos ataques. 

Por lo demás sigue vigente la pregunta ¿de dónde salen esas armas, misiles y esa potencia de fuego? Si Israel no actúa, ¿esa potencia de fuego disminuirá o aumentará? ¿Hasta dónde?

Usar los argumentos históricos sobre quién tiene derecho a un territorio o el control de sus fronteras no resuelve el tema del conflicto del día a día, en el cual si uno ataca el otro se defiende. Se podrá argumentar que por el solo hecho de ser Israel quien controla las fronteras de Gaza debe ser objeto de ataques justificados por el Hamas. Pero eso no resiste ningún sentido de realidad política que exige que las partes en conflicto se sienten a negociar los términos de un acuerdo de paz y fronteras, a lo que Hamas se niega (alentado por Irán y los grupos radicales islámicos de todo el mundo) porque sostienen que Israel debe desaparecer del mapa. 

Por otro lado, si el gobierno de Cisjordania (Judea y Samaria) que bajo el liderazgo de Mahmoud Abbas está dispuesto a llegar a un acuerdo negociado con Israel no ejerce control sobre Gaza ¿cómo puede Israel firmar un acuerdo definitivo de paz y fronteras si será desconocido por la mitad de los palestinos? Así las cosas, tenemos conflicto para largo. Los medios buscarán imágenes de destrucción, muertos y madres lamentándose (como es costumbre  mayoritariamente del lado palestino), pero las soluciones políticas no se definirán según las simpatías o adhesiones hacia uno u otro lado que despierten las sesgadas coberturas mediáticas.  

Audio de entrevista 

A propósito de esto último, adjuntamos el audio de la entrevista que le hizo  Radio Jai a León Trahtemberg el 17/11/2012, sobre la historia y las realidades presentes del tema Hamas-Israel así como el rol de los actores internacionales en su definición. Allí mismo,  analiza el rol de los medios de comunicación que en buena parte tienen su línea editorial comprometida por la causa palestina (y por extensión del  Hamas) por la notoria influencia de los accionistas o clientes anunciantes del mundo árabe en las agencias internacionales de las que obtienen los vídeos, fotografías e información. 
AUDIO "La fortaleza judía debe estar en tolerar los misiles lanzados por los medios de comunicación" 

Continua 2da parte (terminada la operación militar):

Israel-Gaza: la necesidad de comprender lo que pasa (2) -Lo que los medios no dicen-.